Blog de aula de José Juan Clemente, profesor de Geografía e Historia del IES Profesor Ángel Ysern de Navalcarnero (Madrid). Este curso estará especialmente dedicado a las materias siguientes: Geografía e Historia de 2º y 4º ESO, y Geografía de 2º de Bachillerato. Además mantiene los contenidos de las otras materias de esta especialidad: Ciencias Sociales de 1º y 3º de ESO, Historia del Mundo Contemporáneo, Historia del Arte e Historia de España. Para contactar: derevolutionibus.geohistoria@gmail.com

domingo, 1 de noviembre de 2015

EJEMPLO DE COMENTARIO DE UN MAPA TEMÁTICO DEL SECTOR PRIMARIO, GEOGRAFÍA 2º BACHILLERATO

En la prueba de selectividad siempre aparece un mapa temático (generalmente de coropletas) con algunas provincias tramadas que hay que localizar, para después comentar algún fenómeno relacionado con la geografía humana. 
En las páginas 19 y 20 del manual de Anaya tenéis el esquema para realizar el comentario del mapa siguiente:


Mapa temático del sector primario en España. Fuente: Manual Geografía Anaya.

1. ASPECTOS GENERALES (breve).
a) Tipo de mapa y definición.
b) Fenómeno geográfico representado, teniendo en cuenta el título y la leyenda.
c) Espacio geográfico (región, país, continente, etc), fecha y fuente.
2. COMENTARIO (amplio).
d) Definición del fenómeno representado.
e) Características de su localización o distribución (indicar y/o localizar las distintas provincias en función de la gradación expresada por tramas o colores) estableciendo agrupaciones (por comunidades, por puntos cardinales, interior-costa, etc) si es posible.
f) Explicación del fenómeno. Causas y consecuencias. Por qué se produce esa distribución (en este caso hay que explicar las distintas producciones agrícolas y ganaderas en cada zona o provincia). 
g) Comparación con otros países o regiones (en este caso se puede realizar la comparación según los distintos paisajes agrarios españoles)
h) Previsible tendencia futura.


EJEMPLOS DE COMENTARIOS BIEN REALIZADOS

Es un mapa temático de coropletas, el cual suele utilizar colores o tramas para representar el área ocupada por un fenómeno geográfico. Si indica cantidad, la intensidad del color o la trama debe ser proporcional a la intensidad del fenómeno que representa.Representa la aportación territorial de la producción vegetal y animal a la producción final agraria (temática -> sector primario), considerando por provincias el tanto por ciento del valor de las producciones agrícolas y ganaderas con respecto a la PFA. Representa la Península Ibérica y las islas españolas, y su fuente es MARM.La producción final agraria es el valor total de la producción agraria descontando los elementos reutilizados en el proceso productivo, como semillas o estiércol.Las provincias con mayor aportación agrícola, en las que el valor de las producciones agrícolas supera el 60% de la PFA se sitúan principalmente al sur, cubriendo toda Andalucía, Murcia, Comunidad Valenciana y la parte sur de Castilla- La Mancha; algunas zonas del norte, como Navarra, La Rioja, la parte sur del País Vasco y la parte norte de Castilla y León; y todas las islas Canarias.Las provincias con mayor aportación ganadera, en las que el valor de las producciones ganaderas supera el 60% de la PFA se sitúan principalmente al norte, cubriendo toda Galicia, Asturias, Cantabria, la parte norte del País Vasco y Cataluña; y algunas zonas del centro, como Madrid y Segovia.Las provincias con una aportación equilibrada de agricultura y ganadería se sitúan en las zonas restantes, como son Extremadura, la parte oeste de Castilla y León, el norte de Castilla- La Mancha, Aragón y las islas Baleares.La actividad sigue siendo más agrícola debido al gran peso de los productos agrícolas mediterráneos y a que la producción ganadera parece haber alcanzado el techo de su crecimiento.Algunas de las principales producciones agrícolas son los cereales (cultivos herbáceos destinados a la alimentación humana y el ganado, la elaboración de piensos compuestos y la obtención de biocarburantes. Su área de cultivo mayoritaria son los secanos del interior peninsular, donde rotan con barbecho o leguminosas. Su producción se enfrenta a los rendimientos superiores de otros países europeos. La PAC ha impuesto cuotas de producción y una reducción subvencionada de la superficie de cultivo), las leguminosas (cultivos herbáceos destinados al consumo humano y la alimentación del ganado. Su área de cultivo coincide con la de los cereales. Su producción se enfrenta a las dificultades de mecanización y los bajos rendimientos. La PAC ha desligado el 75% de la ayuda a garbanzos y lentejas y el 100% a las demás leguminosas), la vid (cultivo arbustivo de secano que produce uvas destinadas al consumo en fresco y la elaboración de vino. Su área productora principal es Castilla- La Mancha, pero existen otras menos extensas como La Rioja, Ribera del Duero, Rías Bajas gallegas, Cariñena, Jerez, Montilla y Cataluña. Su producción ha crecido notablemente y se enfrenta a la competencia de la cerveza y las bebidas sin alcohol. La PAC intenta reducir los excedentes mediante la implantación de cuotas, subvenciones al abandono del cultivo y la dedicación de parte de los excedentes a la destilación o elaboración de zumos de uva), el olivo (cultivo arbóreo de secano, muy resistente a la sequía estival, que destina parte de su cosecha a la aceituna de mesa y el resto a la obtención de aceite. Su área productora principal son las campiñas andaluzas, Extremadura y algunas provincias de Castilla- La Mancha y del litoral mediterráneo. La producción se ha incrementado considerablemente, debido a las subvenciones europeas y las mejoras técnicas; así, su producción es la mayor del mundo. Pero se enfrenta a problemas, como el elevado precio del aceite, motivado por la escasa mecanización y la competencia de aceites más baratos. La PAC mantiene cuotas de producción y ha desligado la mayoría de la ayuda), los cultivos hortofrutícolas (destinados al consumo en fresco o a la industria conservera. Su área productora principal son los regadíos peninsulares e insulares, y secundariamente, los secanos húmedos y ciertas áreas de la España seca. Las hortalizas se cultivan en los regadíos del litoral mediterráneo y cerca de los centros de consumo urbanos; los frutales en las áreas litorales y los valles regados del interior peninsular; los cultivos en la Comunidad Valenciana y Andalucía; los frutales de hueso en el interior mediterráneo; los frutales de pepita en Asturias, Lleida y Barcelona; y el plátano en Canarias. Su producción creció con el aumento del nivel de vida, pero está aumentando la competencia de terceros países más baratos. La PAC limita la protección a estos productos a su retirada compensada del mercado para evitar la caída de los precios), los cultivos industriales (destinados a la transformación industrial. Su área productora principal son los regadíos de la mitad meridional peninsular. Su producción se encuentra muy relacionada con la industria. La PAC ha impuesto cuotas de producción a estos cultivo, fomenta salidas alternativas para algunos y ha desvinculado de la producción buena parte de la ayuda) y los cultivos forrajeros (destinados a la alimentación animal. Su área de cultivo se concentra en los secanos de la mitad septentrional de la Península y los regadíos extensivos. Su producción ha crecido desde 1950. La PAC ha desvinculado la ayuda a la producción).Las transformaciones experimentadas para los distintos tipos de cultivos se han debido, en buena parte, a la necesidad de competir en el mercado europeo y mundial y a las exigencias de la PAC.Algunas de las principales producciones ganaderas son la bovina (dedicada a la producciones de carne y leche. El bovino de aptitud cárnica predomina en el norte peninsular, las áreas de montaña y las dehesas occidentales, Aragón, Castilla y León, y Cataluña. El bovino de aptitud lechera se encuentra en el norte peninsular, Andalucía y en grandes ciudades. La producción de carne se enfrenta a la competencia de la carne más barata de cerdo y ave. La producción de leche sufre la competitividad de otros países comunitarios más baratos. La PAC mantiene el 100% de la ayuda ligada a la producción en vacas nodrizas y sacrificio de terneros y la desliga un 60% para el sacrificio de animales adultos. Ha desvinculado también un 100% de la ayuda de producción de la leche), la ovina (destinada a la producción de carne y leche y a la obtención de lana. Su localización preferente son los secanos del interior peninsular. La producción de carne se basa en razas autóctonas de elevada rusticidad. La producción de leche cuenta con mayor introducción de razas extranjeras y se ve favorecida por los elevados precios y la alta demanda que alcanza para la elaboración de quesos. La PAC ha concedido importantes subvenciones al ovino extensivo para evitar su abandono), la porcina (dedicada al consumo en fresco y a la elaboración de embutidos. Su localización se extiende por Extremadura, Zamora, Salamanca, Andalucía, Cataluña y Murcia. Su producción ha crecido gracias al incremento de la demanda, aunque se enfrenta al problema de los excedentes mundiales y europeos de carne. La PAC no concede a este sector precios mínimos ni ayudas directas, únicamente ayudas a la exportación en caso necesario) y la avícola (dedicada a la producción de carne y huevos. Su localización se centra en Cataluña, Castilla y León, y Aragón. Su producción es inferior al consumo, lo que exige importar; aunque la producción de huevos permite exportar. La PAC solo contempla ayudas a la exportación de carne y huevos y a la retirada de carne de pollo del mercado para evitar la caída de los precios).Las causas del incremento ganadero han sido la mecanización del campo, la conservación del suelo mediante el cultivo de forrajes y el aumento del nivel de vida.En un futuro, a causa de los nuevos usos de los espacios rurales y la modernización de la población, existirán consecuencias positivas, como la distribución más equilibrada de la población y de la actividad económica en el espacio, rompiendo la tradicional contraposición entre lo rural y lo urbano, favoreciendo la integración territorial y la recuperación de economías rurales; y negativas, como la pérdida de identidad del espacio agrario, la degradación medioambiental o conflictos sociales.Por otra parte, a causa de la gran competencia con el resto de países europeos y la cada vez más escasa ayuda por parte de la PAC, España puede que vea reducir su producción y desperdiciar muchos de los recursos que posee y que podrían resultar rentables.
PATRICIA, 2º BACH.


Este mapa temático de coropletas (que explica el área ocupada por un fenómeno geográfico concreto y muestra su distribución mediante distintos colores) representa la aportación territorial de la producción vegetal y animal a la producción final agraria de cada comunidad autónoma en España de 1951 a 2007 según la fuente MARN (Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales).
En España la producción agrícola total está entre el 60y el 65% de la producción final. Sin embargo, hay comunidades que aportan mayores producciones agrícolas, superando estas cifras, como Andalucía, Murcia, Valencia, Navarra, Castilla-La Mancha (Ciudad Real, Cuenca, Albacete), Castilla y León (Valladolid, Palencia, Burgos), La Rioja, País Vasco (Álava) y Canarias. Esto está causado a que estas áreas contienen las condiciones climáticas necesarias para el desarrollo de los cultivos de cada una, que son:
El cereal (cuya finalidad es la alimentación humana, ganadera, para la fabricación de hidrocarburantes, etc.). Se encuentran en el interior peninsular (Andalucía, Castilla-la Mancha, Navarra…) porque son de secano, menos el arroz y el maíz, que necesitan más cantidad de agua, y se encuentran en Valencia y el litoral mediterráneo. L a leguminosa (destinada al consumo humano y ganadero) son de las mismas características que los cereales y rotan en los cultivos con ellos, están en su mismo área. La vid (para el consumo de uvas en fresco o la producción de vino) cuya área es Castilla la Mancha, Cataluña, La Rioja, etc. Y es propia de las zonas de secano. El olivo (cuya producción es la aceituna y la producción de aceite a partir de esta) es de secano y se adapta a la sequía, su área predominante es Andalucía, pero también se encuentra en Castilla La Mancha, Extremadura, etc. Los cultivos hortofrutícolas (destinados al consumo o la industria conservera) se localizan en áreas de regadío peninsulares e insulares, las hortalizas se cultivan en el litoral mediterráneo y las frutas en el interior, excepto los cítricos que proceden de Valencia y Andalucía ya que necesitan del Sol y climas cálidos, y el plátano, procedente de Canarias ue necesita también de altas temperaturas. También se encuentran los cultivos industriales (en la mitad meridional peninsular) y los forrajeros ( en zonas de secano, necesitan clima húmedo y sirven para la alimentación animal).
Por la necesidad de competir en el mercado mundial y europeo y por el cumplimiento de las exigencias de la Política Agraria Común (PAC), han tenido como consecuencia transformaciones en el sistema agrario, como por ejemplo en los cereales y algunas leguminosas, la PAC ha quitado ayudas para su producción, además los bajos rendimientos y las competencias con otros países motivan el abandono del cultivo. En otros cultivos, la PAC sí ayuda a la producción y gracias a las mejoras técnicas se obtiene alto rendimiento, como ocurre con la vid. La consecuencia final es la bajada progresiva desde 1951hasta 2007 de la producción vegetal (del 70,3 al 60,6%).
En cuanto a la producción ganadera, la máxima del país está en el 35%, y algunas comunidades como Galicia, Cataluña, Cantabria y Asturias superan este porcentaje, pero también se da en el País Vasco (menos Álava), Madrid, Castilla y León (Segovia). Las causas de ello han sido las transformaciones en la estructura y producción, que han permitido incrementar el rendimiento, como la especialización en la producción, el aumento de la tecnificación y el fomento de la ganadería intensiva frente a la extensiva (mayor concentración de ganado en menor área, y más producción por lo tanto). También han influido otros factores como la mecanización del campo, la conservación del suelo mediante el cultivo de forrajes, el aumento del nivel de vida y la necesidad de competir en el mercado y exigencias de la PAC, que impone cuotas a las producciones, elimina ayudas, etc.
La ganadería que se practica en España es: la bovina (especializada a la producción de carne y leche) que se da de forma extensiva en el norte peninsular (donde hay pastos), áreas de montaña y dehesas occidentales; y en régimen intensivo cerca de núcleos urbanos y zonas forrajeras, como Aragón, Castilla y León y Cataluña. La ovina (dedicada a la producción de carne, leche y de manera secundaria, a la lana). Se localiza en el interior peninsular, en territorios de secano, donde se da de forma extensiva (predominante) y de forma intensiva. La porcina (dedicada a la chacinería, consumo en fresco y elaboración de embutidos). Se localiza de forma extensiva en dehesas de Extremadura, Zamora, Salamanca y Andalucía; y de forma intensiva en Cataluña y Murcia, mediante el sistema de integración. La avícola (produce huevos y carne) se localiza en régimen intensivo en Cataluña, Castilla y León y Aragón mediante integración. El extensivo es todavía uy reducido. Como consecuencia encontramos el aumento progresivo de la producción desde 1951 (29,75%) hasta 2007 (35,6%).
Por último, encontramos áreas del interior peninsular (Extremadura, Aragón, parte de Castilla y León y Castila la Mancha) y Baleares, cuya aportación es equilibrada en agricultura y ganadería, ya que no se dan las características de las demás comunidades para la obtención de tan altos rendimientos en la producción agrícola o ganadera, sino que más bien las dos producciones son equivalentes.
La alta producción agrícola se puede ver favorecida en el sureste, levante peninsular, en el norte peninsular y Canarias porque el medio físico presenta un relieve llano, una altitud elevada en la Meseta y clima continentalizado con escasez de precipitaciones, además de la existencia de latifundios en el sur, los cuales son de secano y por lo tanto aportan mucha producción. En el norte (zona interior) predomina el minifundio y se han reducido las explotaciones debido a la emigración y la concentración parcelaria. Existen áreas de secano (dominante en páramos y campiñas, donde se practica una agricultura extensiva protagonizada por la trilogía mediterránea, y de regadío, donde se practica agricultura intensiva. En Canarias, cuyo relieve volcánico y clima cálido la diferencia, sus explotaciones son reducidas en zonas medias y altas y grandes en los regadíos costeros. Su agricultura en áreas litorales predomina el monocultivo dedicado a la exportación (plátano, tomate, etc) y los cultivos bajo plástico (pepino, pimiento, flores); también plantaciones tropicales (mango, papaya, piña…). En las zonas medias y altas se da la agricultura de secano, basada en la vid y la patata. En la zona mediterránea la agricultura presenta zonas de secano (Mallorca, valle del Guadalquivir…) donde se cultiva la trilogía mediterránea y el almendro. En las zonas de regadío, favorecidas por las temperaturas suaves y elevada insolación se practica la fruticultura y la horticultura.
La producción ganadera, es explotada mayormente en el norte peninsular (cornisa cantábrica, Galicia); Cataluña y Madrid. En el norte húmedo es favorecida por el clima, la demanda de leche y carne y la escasa mano de obra. En Galicia predomina la pequeña y mediana explotación, en la zona cantábrica se han modernizado las explotaciones; y predomina el ganado bovino. En la zona mediterránea, la ganadería bovina y porcina predomina en Cataluña y la ovina en los secanos, las reses bravas, en las orillas del Guadalquivir. En el interior peninsular, se da en los secanos castellanos, donde hay ganadería ovina y porcina; y en las dehesas occidentales de Extremadura, Salamanca, Zamora y Andalucía, donde los pastos alimentan el ganado ovino, porcino y bovino.
En Canarias, la explotación ganadera es ovina y caprina, pero de forma escasa, asociada a la agricultura. En la montaña, se da de forma extensiva; en el norte es bovina u ovina y pasta en los prados. La ovina se da en la montaña mediterránea, donde falta el piso supra forestal de los pastos.
En el futuro, la explotación vegetal podría verse reducida por el bajo rendimiento del suelo español y las reducidas ayudas económicas aportadas por la PAC; además del envejecimiento de la población y la emigración de esta a las ciudades y abandono de los cultivos. Otra dificultad que podría motivar esto son las sanciones que impone la PAC en cuanto a la producción excedentaria. En cuanto a la producción ganadera, podría experimentar un crecimiento debido a la explotación intensiva, que, dadas sus características (su concentración cerca de núcleos urbanos y alimentación a través de piensos) reducen los costes de producción, y la mecanización de esta da lugar a poder dedicarse a otras actividades, con lo cual es más rentable y productiva que la extensiva, que aporta menor rentabilidad y podría desaparecer progresivamente en el futuro.
ROCÍO, 2º BACH.

1. ASPECTOS GENERALES
a) Se trata de un mapa temático de coropletas, ya que utiliza colores para representar el área ocupada por un fenómeno geográfico, siendo el color proporcional a la cantidad representada del fenómeno.
b) Representa la aportación territorial de la producción vegetal y animal a la producción agraria final en España, según datos del MARM.
2. COMENTARIO
a) La producción final agraria (o la PFA) es el valor total de la producción agraria descontando los elementos reutilizados en el proceso productivo. En España, las aportaciones vegetales y animales al PFA son mayores que hace medio siglo, pero siguen siendo superiores las vegetales gracias a los productos agrícolas mediterráneos y de que la ganadería no tiene apenas capacidad de expansión.
b) En la costa norte y noreste de la península, junto a Madrid y Segovia, se aprecia una mayor aportación ganadera al PFA. En el paisaje de Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco, abundan los prados, fértiles e ideales para el ganado, lo que supone una menor dedicación a la agricultura y una ganadería extensiva.
Tanto en Cataluña como en la Comunidad de Madrid, las nuevas tecnologías y avances ganaderos, han ayudado a que esta actividad tenga un mayor desarrollo, favorecida también por la conservación del suelo mediante forrajes y una mayor exigencia por parte de la población (con mayor esperanza de vida) de una mejora de la alimentación don productos como la leche, los huevos y la carne.
c) Las comunidades que aportan más en el apartado de agricultura, se encuentran sobre todo en la costa mediterránea o cerca de ella (Valencia, Murcia y Andalucía), pero también en Navarra, la Rioja, Álava, Valladolid, Palencia, Burgos, Cuenca, Albacete, Ciudad Real y las Islas Canarias.
La mayoría pertenecen al paisaje agrario mediterráneo, donde los usos del suelo son mayormente agrícolas de secano y se cultivan cereales como el trigo, vid, olivo (trilogía mediterránea, sobre todo en la costa este) y de regadío al sur del país dedicado al cultivo hortofrutícola.
En Canarias, la ganadería ovina y caprina es escasa y hay una mayor dedicación agrícola de monocultivos orientados a la exportación, de bajo plástico (como flores o pepinos) y a nuevas plantaciones tropicales, como el aguacate; todo esto se cultiva en la zona litoral, mientras que el interior se dedica al autoabastecimiento con cultivos de secano.
En el resto de comunidades se practica una agricultura similar a la del litoral del este peninsular, con la característica de los grandes latifundios de agricultura extensiva de secano.
3. TENDENCIA FUTURA
La agricultura actual, dado a sus cambios en la estructura y producción, ha permitido aumentar los rendimientos y orientar la producción a la venta en el mercado, no solamente nacional sino también internacional, lo que supone un mayor ingreso económico. A pesar de esto, la mecanización del campo que aumenta la producción, reduce el número de puestos de trabajo, algo perjudicial para la población. Sin embargo, los agricultores reciben ayudas de la PAC (Política Agraria Común), la cual también ejerce un control sobre los precios, manteniendo la competitividad en el mercado. El FEAGA (Fondo Agrícola Europeo de Garantía) es un fondo creado por la PAC que ayuda también a la actividad agrícola, por ejemplo, subvencionando directamente a los trabajadores del sector.
La ganadería también ha experimentado grandes transformaciones, pero se piensa que esta actividad ha llegado a su máximo alcance en su desarrollo, por lo que es difícil pensar en su expansión, a pesar de que es una gran fuente de ingresos para el país y que puede autoabastecerle.







1 comentario:

  1. Oye quiero que me expliquen no que me den un choro si quisiera eso le preguntara a la profe:-)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...